Cómo elegir la mejor sartén para tu cocina

Hace poco me mudé a un nuevo piso y tuve que comprar sartenes para ella. Tenía claro tres cosas: en primer lugar, no quería gastar mucho dinero y tener que comprar sartenes nuevamente en poco tiempo, así que necesitaba algo de calidad y duradero. En segundo lugar, quería cocinar de manera saludable y no quería exponerme a sustancias dañinas para mi cuerpo ni para el medio ambiente. Y tercero, mi cocina no es lo suficientemente grande como para tener numerosas sartenes especializadas para diferentes usos, así que necesitaba algo versátil.

Después de investigar, he creado una lista de los mejores tipos de sartenes que considero que cumplen con estos requisitos. Pero antes de eso, hablemos de qué tipos de sartenes no recomendaría y por qué.

¿Por qué importa la sartén con la que cocinas?

A la hora de alimentarte, es importante decidir qué vas a comer. Pero también debes considerar cómo vas a cocinar los alimentos. No solo importa la forma en la que los procesas, sino también el tipo de sartén que utilizas. Algunas sartenes pueden empeorar tu salud, mientras que otras pueden interactuar con los alimentos y modificar sus propiedades y sabor. Además, las diferentes sartenes son más adecuadas para diferentes tipos de preparación.

Las sartenes son utensilios de uso diario que se calientan a altas temperaturas y están en contacto directo con los alimentos que consumimos. Por lo tanto, es importante prestar atención a las sartenes que utilizamos.

YouTube video

Tipos de sartenes

Dividiré las sartenes en tres categorías: malas, intermedias y las mejores. Sigue leyendo para descubrir los puntos fuertes y débiles de cada tipo de sartén así como el ranking que he elaborado.

Sartenes malas

Las sartenes de teflón son las peores. Aunque tienen propiedades antiadherentes, el teflón puede liberar gases tóxicos cuando se calienta a altas temperaturas. Además, las partículas de teflón pueden desprenderse y acabar en la comida, lo que puede ser peligroso para la salud. Estas sartenes también contienen químicos como el PFOA, que se ha relacionado con el cáncer. Aunque hay regulaciones para limitar la cantidad de PFOA que se puede usar, este químico es difícil de eliminar del medio ambiente.

Sartenes intermedias

Las sartenes de cerámica, hierro fundido esmaltado y aluminio anodizado entran en esta categoría. Las sartenes de cerámica son atractivas visualmente y tienen una buena capacidad antiadherente, pero tienden a rayarse fácilmente. Las sartenes de hierro fundido tienen una excelente retención de calor, son duraderas y aportan hierro a los alimentos. Sin embargo, son pesadas y requieren un cuidado específico para evitar que se oxiden. Las sartenes de aluminio anodizado son resistentes al calor y duraderas, pero pueden reaccionar con alimentos ácidos y su seguridad no está completamente garantizada.

Las mejores sartenes

Las sartenes de acero inoxidable son las más versátiles y seguras. Permiten cocinar todo tipo de alimentos y no reaccionan con ellos. Aunque pueden pegarse con facilidad, su limpieza es sencilla. Las sartenes de acero al carbono son ligeras y antiadherentes, y suelen mejorar con el tiempo. Sin embargo, requieren un mantenimiento más cuidadoso y pueden reaccionar con alimentos ácidos. Las sartenes de titanio son duraderas, ligeras y no reaccionan con los alimentos. Aunque son un poco más caras, son fáciles de limpiar y seguras de usar.

De buyer sartenes

Si tuviera que elegir una marca en concreto, te diría que comprases una sarten de buyer. Ofrecen una calidad espectacular y lo más importante, te durarán durante años sin alterar el sabor ni las características de la comida.

DE BUYER Twisty - Sartén de Acero Inoxidable, 24 centímetros
  • Acero inoxidable
  • Apto para todas las fuentes de calor, incluida la inducción
  • Difusión a través de Triple inferior
  • utensilios de cocina profesional
  • Verter el labio

Sartenes de teflón

Es sabido que las sartenes con revestimiento de teflón han sido populares durante mucho tiempo, pero han surgido preocupaciones sobre su seguridad. Estudios han demostrado que el teflón contiene sustancias que pueden ser dañinas para nuestra salud, especialmente cuando se calientan a altas temperaturas. Además, con el tiempo, el revestimiento de teflón tiende a deteriorarse y desprender partículas de microplásticos que podemos ingerir. La versatilidad de estas sartenes también es limitada, ya que solo pueden utilizarse a temperaturas bajas y medias.

Además de los problemas de salud, las sartenes de teflón tienen un impacto negativo en el medio ambiente. Su tiempo de vida útil es relativamente corto, y terminan en vertederos liberando sus componentes químicos al medio ambiente.

Por todas estas razones, no puedo recomendar las sartenes de teflón como una opción ideal.

Sartenes de cerámica

Las sartenes de cerámica se presentan como una alternativa antiadherente más segura y saludable que las de teflón. Son económicas, fáciles de limpiar y cocinar en ellas es cómodo. Sin embargo, tienen algunos inconvenientes importantes. En primer lugar, su durabilidad es menor que la de las sartenes de teflón. En un corto período de tiempo, el revestimiento de cerámica se puede rayar y afectar su funcionamiento.

También tienen limitaciones en cuanto a la resistencia a altas temperaturas, lo que dificulta la obtención de sellos en algunos platos. Y finalmente, con el tiempo, el revestimiento de cerámica se desgasta y se rompe, lo que a menudo hace que tengamos que reemplazarlas.

En resumen, las sartenes de cerámica pueden ser una opción aceptable para principiantes, pero hay mejores alternativas disponibles.

Sartenes de aluminio y cobre

Las sartenes de aluminio y cobre también son opciones comunes, pero en mi opinión, existen alternativas superiores. Las sartenes de aluminio son asequibles y tienen una buena conductividad del calor, pero carecen de las ventajas de otras opciones y no son tan resistentes. Por otro lado, las sartenes de cobre suelen ser caras y solo ofrecen beneficios específicos en situaciones muy particulares. Su alta conductividad puede ser útil en ciertos escenarios, como hacer mermeladas o caramelizar azúcar, pero en general, no son tan versátiles ni prácticas como otras alternativas.

Sartenes de hierro fundido

Las sartenes de hierro fundido son mis favoritas, ya que considero que cumplen con todos los requisitos. Aunque tienen algunas desventajas, como su peso y la necesidad de mantenerlas correctamente, son duraderas y resistentes. Estas sartenes pueden durar décadas si se cuidan adecuadamente. La superficie de hierro fundido proporciona una excelente distribución y retención del calor, lo que permite obtener resultados de cocción óptimos. Son ideales para sellar carnes y pescados, y su masa térmica también permite cocinar a baja temperatura durante largos períodos de tiempo sin consumir mucha energía.

Otro beneficio de las sartenes de hierro fundido es que, con el uso, se forma una capa antiadherente natural debido a la acumulación de aceite y grasa en su superficie. Esta capa mejora con cada uso y proporciona resultados de cocción excelentes. Por otro lado, las sartenes de hierro fundido también pueden aumentar el contenido de hierro en los alimentos, lo que puede ser beneficioso para aquellos que tienen deficiencia de hierro.

Si bien cuidar adecuadamente las sartenes de hierro fundido puede requerir un poco más de esfuerzo, considero que los beneficios superan con creces las desventajas. Además, se pueden encontrar sartenes de hierro fundido de buena calidad a precios asequibles.

Sartenes de acero inoxidable

Por último, las sartenes de acero inoxidable son una excelente opción por su durabilidad y versatilidad. Son resistentes a la oxidación y pueden durar toda la vida si se mantienen adecuadamente. A diferencia de las sartenes antiadherentes, las de acero inoxidable no liberan substancias dañinas al cocinar. Sin embargo, se necesita un poco de habilidad para utilizarlas correctamente y evitar que los alimentos se peguen. Una vez que se domina la técnica, se pueden obtener resultados de cocción excelentes y versátiles. Además, las sartenes de acero inoxidable permiten cocinar platos ácidos sin problemas, lo que las hace ideales para casi todas las preparaciones de cocina.

Es cierto que las sartenes de acero inoxidable suelen ser más caras que otros modelos, pero a largo plazo, pueden ser una inversión que vale la pena debido a su durabilidad y versatilidad.

El combo de sartenes ideal

Si pudieras elegir solo un tipo de sartén, recomendaría una de acero inoxidable. Son versátiles, duraderas y seguras. Para complementar, una sartén de hierro fundido esmaltado sería ideal para ciertos platos que requieren retención de calor. Y finalmente, una sartén de titanio pequeña sería perfecta para recetas rápidas.

Espero que este artículo te haya ayudado a entender qué sartén es la mejor para cocinar. Recuerda prestar atención a la seguridad y versatilidad de las sartenes que elijas. ¡Gracias por leer y hasta la próxima!

Última actualización el 2023-09-21 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados

Deja un comentario